joseph mengele

josepf mengele
Nombre: Joseph Mengele
Cargo: Médico Nazi eugenésico
Culpabilidad: Experimentar con judíos
Objetivo: creación de una raza perfecta
Época: Segunda Guerra Mundial




Para muchos, el gran símbolo de crueldad, barbarie y muerte del periodo en que duro la segunda guerra mundial y el avance del nazismo no es el demente Adolf Hitler. Es un hombre llamado Josef Mengele.

Cuando en la historia se habla de horror y de crímenes contra la humanidad este personaje es uno de los primeros que encabezan la lista. Aun hoy, en países como Alemania, Austria y Polonia su legado y crímenes contra la humanidad aparecen recogidos en los juicios de Nuremberg.

Allí se conoció, con máximo detalle, un sinfín de atrocidades que este monstruo con piel de hombre, apodado el “Ángel de la Muerte” llevo a cabo, supuestamente en nombre de la ciencia.




Josef Mengele, un ángel de la muerte

Llamar a este hombre ángel es quizás contradictorio, ya que dista bastante de sus acometidas. Medico y antropólogo, durante la Segunda Guerra mundial se convirtió en oficial de las SS, cuerpos de élite de la Alemania nazi. Mengele, que había nacido en 1911 en Baviera, tenía 32 años cuando es trasladado al servicio de campos de concentración y destinado a Auschwitz.

Su camino hacia Auschwitz fue impulsado por sus motivaciones en el campo de la genética humana y la eugenesia. La intención de la transferencia era utilizar a la población presa en este lugar para realizar estudios con sus cuerpos.

Este campo era una combinación de centro de trabajos forzados y de exterminio. Gran parte de la población que iba directamente a la cámara de gas, porque se consideraba no apta para trabajar, eran las mujeres embarazadas, ancianos y niños. De ahí sacó el Doctor Josef Mengele a sus sujetos de prueba.

joseph mengele

La experimentación del Doctor Josef Mengele tenía un factor común denominador en todos los “pacientes” que trataba. Eran sujetos con peculiaridades físicas: enanos, gemelos idénticos, embarazadas, personas con heterocromía y así sucesivamente. El móvil era probar la supremacía genética del pueblo alemán, y por lo tanto demostrar que los judíos no eran necesarios y debían ser eliminados tal como exigía el Fuhrer.

Por estas atrocidades fue condecorado en varias ocasiones. Sus experimentos incluían aplicar  sustancias químicas nocivas sobre los pacientes y probar en ellos muchos de los brotes de enfermedades bacteriológicas como la estomatitis gangrenosa y el tifus.

Fuga

Una semana antes de que el avance soviético derrocara el control nazi, Mengele junto a otros médicos intenta destruir las pruebas de los experimentos. A pesar de ser detenido por el ejército estadounidense y hecho prisionero de guerra, Mengele escapa aprovechando la desorganización, pues no portaba el tatuaje que identificaba a las SS.

Huye de Alemania en 1949, después de pasatiempo escondido y haciéndose pasar por granjero. Tomó camino a Argentina ayudado por algunos simpatizantes del nazismo y pudo burlar incluso a los más consagrados caza nazis, aun cuando su nombre se expuso incontables veces en los juicios de Nuremberg.

En la década de los 60´llega a Brasil. Allí vive y se establece, mientras su salud se deteriora. En 1976, mientras nadaba, sufre un infarto cerebral y muere. Es enterrado en este país bajo el nombre de Wolfgang Gerhard y sin haber sido enjuiciado por los crímenes cometidos.